LA SALVACIÓN

La vida, muerte y resurrección de cristo (09)

Dios envío a Jesús, su Hijo, para vivir la vida perfecta que nosotros no podíamos y para morir la muerte que nos merecíamos. Cuando aceptamos el sacrificio de Cristo, tenemos acceso a la vida eterna.

Mediante la vida de Cristo, de perfecta obediencia a la voluntad de Dios, sus sufrimientos, su muerte y su rresurrección, Dios proveyó el único medio válido para expiar el pecado de la humanidad, de manera que los que por fe acepten esta expiación puedan tener acceso a la vida eterna, y toda la creación pueda comprender mejor el infinito y santo amor del Creador. Esta expiación perfecta vindica la justicia de la ley de Dios y la benignidad de su carácter, porque condena nuestro pecado y al mismo tiempo hace provisión para nuestro perdón. La muerte de Cristo es vicaria y expiatoria, reconciliadora y transformadora. La resurrección de Cristo proclama el triunfo de Dios sobre las fuerzas del mal, y a los que aceptan la expiación les asegura la victoria final sobre el pecado y la muerte. Declara el señorío de Jesucristo, ante quien se doblará toda rodilla en el cielo y en la tierra (Juan 3:16; Isaias 53; 1 Pedro 2:21-22; 1 Corintios 15:3-4, 20-22; 2 Corintios 5:14-15, 19-21; Romanos 1:4; 3:25; 4:25; 8:3-4; 1 Juan 2:2; 4:10; Gálatas 2:15; Filipenses 2:6-11).

Temas de interés

[iconbox type=”11″ icon_title=”Nuestra Iglesia” icon_link_url=”http://iasdaroa.com.ve/nuestra-iglesia/” icon_name=”sl-home”]

En nuestro distrito contamos con 9 congregaciones, destacando una de ellas como la 4ta congregación conformada y el primer templo construido en toda Venezuela.

[iconbox type=”11″ icon_title=”Creencias” icon_link_url=”http://iasdaroa.com.ve/creencias/” icon_name=”sl-user”]

Las creencias adventistas tienen el propósito de impregnar toda la vida. Surgen a partir de escrituras que presentan un retrato convincente de Dios, y nos invitan a conocer su amor.

[iconbox type=”11″ icon_title=”Misión y Servicio” icon_link_url=”http://iasdaroa.com.ve/nuestra-iglesia/” icon_name=”sl-people”]

A nivel mundial, la Iglesia Adventista del Séptimo Día se administra a través de 13 divisiones. Todos están conectados a la sede central ubicada en Silver Spring, Maryland, USA.